15.4.15

ANULACION DE SEGUNDA COMPROBACIÓN DE VALORES POR INDEFENSION. INTERESES DEMORA

Indefensión.- 

Por defectuosa actuación notificadora de la Comunidad de Madrid ya que al notificarle la liquidación debió advertirle, de forma clara y expresa, que si interponía directamente reclamación económico administrativa, se tramitaría por el procedimiento abreviado, debiendo el escrito de interposición tener el contenido exigido por el art. 246.1 LGT, que exige que se expresen en el mismo las alegaciones sustentadoras de la reclamación económico administrativa. Por tanto, la indefensión padecida por la actora al no haber podido efectuar ante el TEAR las correspondientes alegaciones ha de imputarse a la Comunidad de Madrid por haber incumplido sus deberes en la notiricación de la liquidación al indicar de forma incompleta la información sobre los recursos de los que era susceptible. 

Por falta de audiencia antes de dictarse la nueva liquidación.- El nuevo informe de valoración, una vez emitido, debió ser puesto en conocimiento de los obligados tributarios junto con la propuesta de liquidación a él anudada, antes de dictarse la correspondiente liquidación. La Administración al no haber actuado así ha situado a la parte actora en clara situación de indefensión material, determinante por sí misma de la anulabilidad de la liquidación ya que los interesados no han podido efectuar alegaciones ni frente al nuevo contenido del informe de valoración ni frente a la propuesta de liquidación. No puede ya la Administración realizar una nueva, tercera, comprobació de valores, debiendo estarse a los valores declarados por los obligados tributarios. 

Intereses.-no procede liquidar intereses de demora por el período que media desde la terminación del plazo de presentación de la declaración-autoliquidada hasta la liquidación provisional se anula, ni desde esa fecha hasta aquella en que se practique la nueva liquidación. Pero además respecto al Impuesto de Sucesiones y Donaciones no cabe exigir intereses de demora sino desde que la Administración liquida el impuesto, tanto en los supuestos de declaración como de autoliquidación, siempre que el contribuyente no haya ocultado datos a la Administración.

St. 890/2014 TSJ MADRID 9ª


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Páginas vistas en total