22.10.10

Cancelación de condición resolutoria explícita mediante instancia privada dirigida al Registrador de la Propiedad.

0966-01 de 23-5-2001

Si constituye hecho imponible del ITP y AJD y cómo debería declararse en el modelo 600

El artículo 23 de la Ley Hipotecaria permite que, en caso de consumarse la adquisición del derecho, el cumplimiento de las condiciones suspensivas, resolutorias o rescisorias de los actos o contratos inscritos se haga constar en el Registro de la Propiedad por medio de una nota marginal, en la que, conforme al artículo 56 del Reglamento Hipotecario, se hará constar, entre otros extremos, el documento en cuya virtud se extienda dicha nota.
Si se tratase de un documento notarial, escritura o acta, estaría sujeto a AJD, al concurrir todos los requisitos exigidos en el artículo 31.2 del TR.
Si por el contrario, se tratase de un documento privado o instancia dirigida al Registrador de la Propiedad, no originará tributación alguna por el ITP y AJD, ya sea por la modalidad Transmisiones Patrimoniales Onerosas o por la cuota variable del Documento Notarial.
En cuanto a la modalidad Transmisiones Patrimoniales Onerosas, porque no constituye hecho imponible de la misma pues, si bien él articulo 7.3 del Texto Refundido equipara a la hipoteca la condición resolutoria explícita de las compraventas a que se refiere el artículo 11 de la Ley Hipotecaria, permitiendo, en suma, su tributación como derecho real de garantía, él articulo 7.1 solo contempla como hecho imponible de la referida modalidad la constitución de los derechos reales, pero no su extinción. En consecuencia, la cancelación de la condición resolutoria queda excluida de tributación por esta modalidad, cualquiera que sea el tipo de documento en que se instrumente.
Por otro lado, tampoco constituye hecho imponible de Actos Jurídicos Documentados, Documento Notarial, por cuyo concepto tributan tan solo los documentos notariales, escrituras, actas y testimonios, en los términos que establece el artículo 31 del Texto Refundido (artículo 28 del mismo), por lo que, tratándose de un documento privado, falta el presupuesto de hecho básico que determina la sujeción por esta modalidad.
Sin embargo, con independencia de la no sujeción por las citadas modalidades, debe tenerse en cuenta que el artículo 54 del Texto Refundido establece que “Ningún documento que contenga actos o contratos sujetos a este impuesto se admitirá ni surtirá efecto en Oficina o Registro Público sin que se justifique el pago, exención o no sujeción a aquél, salvo lo previsto en la legislación hipotecaria......”, lo que hace necesaria la previa presentación del documento ante la Administración tributaria competente, para su posterior comprobación, a efectos de determinar si es o no procedente la exención o no sujeción invocadas, así como cualquier otro extremo que pudiera originar la practica de una liquidación complementaria (artículo 108.1 del Reglamento del Impuesto, aprobado por Real Decreto 828/1995, de 29 de Mayo, BOE de 22 de junio).
En igual sentido se manifiesta él articulo 107.4 del Reglamento que, refiriéndose a la presentación de los documentos de los que no resulte cuota tributaria a ingresar, declara que su presentación se realizará directamente en la oficina competente, que sellará la autoliquidación y extenderá nota en el documento original haciendo constar la calificación que proceda según los interesados, devolviendo el documento al presentador y conservando la copia simple en la oficina para la posterior comprobación de la autoliquidación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Páginas vistas en total